.

.

VI. APROBACIÓN DE PLANOS POR PARTE DE EXPO MÉXICO.-

VI.1. Previo a la comercialización de espacios, EL ORGANIZADOR deberá presentar a EXPO MÉXICO, para su aprobación, el plano preliminar (escala 1:200) de distribución de las áreas de exposición. EXPO MÉXICO revisará se cumplan las normas establecidas en este Reglamento. Una vez autorizado, EL ORGANIZADOR entregará dos planos escala 1:200 para ser firmados como autorizados por ambas partes.

VI.2. En ningún caso EL ORGANIZADOR podrá comercializar las áreas de exposición antes de contar con la autorización por escrito de la Dirección Operaciones de EXPO MÉXICO. En caso contrario EL ORGANIZADOR correrá el riesgo de las posibles modificaciones al área de exposición que EXPO MÉXICO considere necesarias; especialmente por razones de seguridad.

VI.3. EL ORGANIZADOR deberá de entregar, mínimo 15 días naturales previos a la fecha de ingreso al recinto, dos planos de distribución de áreas totalmente actualizados, incluyendo el proyecto de distribución del área de registro y decoración de accesos y salidas.

VI.4. En ningún caso EL ORGANIZADOR podrá hacer uso de las instalaciones de EXPO SANTA FE MÉXICO, antes de contar con la autorización por escrito de la Dirección de Operaciones de EXPO MÉXICO.

VI.5. EL ORGANIZADOR se compromete a que los expositores cuyos espacios (stands) sean mayores a 1,000 m2, deberán  presentar a EXPO MÉXICO copia a escala del plano de distribución y perspectiva del montaje para su aprobación en términos de seguridad.

VI.6. En los eventos que no impliquen la instalación de stands, tales como: banquetes, conferencias, espectáculos, y similares; la distribución de instalaciones, mobiliario y equipos deberá ser autorizada por la Dirección de Operaciones de EXPO MÉXICO. Las exigencias para la aprobación de planos es la misma que la señalada en los puntos anteriores.

VI.7. Si el montaje de la exposición o evento no resultará de las características y normas bajo las cuales fue autorizado, EXPO MÉXICO se reserva el derecho de cancelarlo y/o aplicar las medidas que juzgue convenientes sin responsabilidad alguna por los hechos que resulten como consecuencia de esta medida; siendo responsabilidad de EL ORGANIZADOR cubrir cualquier costo que conlleve cualquier modificación requerida.